ADSL o fibra ¿Qué diferencias hay? ¿Cuál es mejor?

Cuando vamos a contratar un servicio de internet siempre tratamos de buscar el operador que nos ofrezca la mejor relación calidad precio. Una primera cuestión con la que nos topamos es si debemos elegir fibra o ADSL, aunque el instinto habitual es contratar fibra directamente. Lo cierto es que estas tecnologías tienen sus ventajas e inconvenientes, por ello iremos repasando y recapacitando sobre ellas.

Elegir un proveedor de internet no es una tarea sencilla, pues encontraremos experiencias variadas y contradictorias con todos los operadores. A veces nos dejamos llevar porque nos ofertan unas tasas de velocidad elevadas, pero… ¿hemos pensado realmente la velocidad que necesitamos?.

Diferencias entre el ADSL y la fibra.

La primera cuestión que debemos resolver es conocer las diferencias entre el ADSL y la fibra. En primer lugar, decir que la fibra es una tecnología más moderna y que ofrece mejores conexiones.

fibra óptica

Diferencias de precio entre contratar ADSL o fibra óptica.

La realidad es que hoy en día la factura mensual de ambas tecnologías se ha equilibrado, pero sigue habiendo una diferencia significativa en coste. Por lo general, el ADSL suele tener un coste ligeramente inferior a la fibra, pero también ofrece velocidades máximas inferiores.

De todas formas debemos examinar bien las ofertas de fibra, ya que a veces se complementan con servicio de televisión o líneas móviles y puede resultar en más económico que el ADSL. Los operadores que nos ofrecen ADSL o fibra son prácticamente los mismos, por lo que no nos costará encontrar uno.

Otro de los aspectos a tener en cuenta, es que a veces nos cobran la cuota de alta y cuota de línea, por lo que hay que revisar con cautela la letra pequeña de los contratos. Antes de contratar, infórmate sobre el coste real de la contratación y no te dejes llevar por una oferta que a priori parece una ganga.

Velocidad de la fibra contra la velocidad del ADSL.

Algo que nos ayudará a resolver el dilema entre elegir ADSL o fibra es la velocidad que nos ofrece cada tecnología. Mientras que con la fibra la velocidad contratada se aproxima más a la velocidad real que tendremos, con el ADSL todo dependerá de la saturación de la línea.

Por otro lado, las tasas de velocidad que nos ofrece la fibra son muy superiores a las que se pueden ofrecer con ADSL. En la actualidad existe fibra de 1Gbps para conexiones domésticas, mientras que con la tecnología ADSL no sería posible.

Disponibilidad y cobertura.

Hasta el momento la fibra parece la opción vencedora, pero tiene el pequeño inconveniente de que todavía está en proceso de expansión. Esto es porque requiere de una infraestructura propia, mientras que el ADSL funciona a través del cable de cobre que hay en los hogares.

Si vives en una ciudad, lo más seguro es que tengas cobertura para instalar fibra en tu casa. Si por el contrario vives en una zona alejada de las grandes ciudades, tendrás que recurrir al ADSL con casi total seguridad.

Para asegurarte, lo mejor es consultar directamente con los proveedores e incluso algunos disponen de mapas de cobertura de fibra que se pueden consultar online.

Conclusión.

A la hora de elegir ADSL o fibra hay que tener claras las necesidades del usuario. No es lo mismo un usuario que le da un uso ocasional a internet que un usuario que le da un uso intensivo.

Sabiendo que en general la fibra es más recomendable, también habrá que valorar la factura mensual y las posibilidades de cobertura. Aunando todos estos puntos se podrá obtener la conclusión clara.